A los olvidados

Los poetas iluminados

dedican sus escrito a alguien, tremendamente enamorados,

alocados, ensimismados.

Escriben a la tristeza, a la rabia o a la alegría de amar,

pero a esa gente olvidada que nadie escribe,

que nadie quiere

No es que no los quieran, es que tienen la desfachatez de no darles vida en forma de verbo, con su puño y letra.

¿Quién los recuerda?

Este escrito es para ellos y ellas, para las musas del despropósito

Les diré una cosa: Es mejor que no os escriban a que os dediquen versos amargos que después tendrás que tragar. Pero os dedico unas líneas de tranquilidad, pues descuidad: Dejad de buscar y lo encontraréis.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s